Saintly Sister: el día que Mattel convirtió las Barbie en monjitas

febrero 10, 2012

Ahora ya tienen siete modelos

.
Que hay bastantes juguetes que reflejan más bien modelos de vida que se deben rechazar, anti virtudes, no es cosa nueva. Hay quienes se quejan de eso y hay quienes actúan proponiendo alternativas. Una de ellas llega de Estados Unidos y se llama Saintly Sister.

«Ofrecemos un modelo auténticamente modesto y alternativo a los juguetes que se encuentran normalmente en las estanterías de las jugueterías. Nuestro deseo más sincero es que las niñas vean en nuestras muñecas un ejemplo positivo de virtud», dice Suzzanne Brakefield, originaria de Carolina del Sur, e iniciadora del proyecto.

La iniciativa comenzó en marzo de 2011 con cuatro modelos diferentes de monjitas convertidas en muñecas. Ahora ya tienen siete modelos como la monjita dominica, la «hermana de la vida», la monjita carmelita, la monjita de la adoración del Espíritu Santo, la hermana de la visitación, la pequeña hija de María, la monjita apostólica de san Juan… Y todas por un precio de 40 dólares.

¿Qué llevó a Suzzanne a promover este trabajo? «Mi fe creció en una parroquia fantástica, la de San Miguel en Carolina del Norte, que es parte de la diócesis de Charlotte. […] Todos los años nuestra diócesis patrocina el Congreso Eucarístico y como parroquia nos metemos en ello de diversas maneras. Entre las iniciativas de 2010 alojamos a un grupo de monjitas que mostraron la diferencia que hay de cuando son postulantes a novicias mediante el cambio de hábitos. Lo hicieron mediante uso de unos títeres. La hija de una querida amiga, apenas vio las muñecas, pidió tener una pero no estaban en venta. De este modo hice a mano una monjita-muñeca para todas las niñas presentes y se las di de regalo de Navidad. Las niñas las llevaron a la Iglesia y muchas otras niñas comenzaron a pedirlas». Para la fiesta de la Anunciación, el 25 de marzo, nacía oficialmente Saintly Sisters.

Ahora el proyecto tiene incluso una web donde se pueden conocer más detalles (www.saintlysisters.com) como el lanzamiento de imágenes en porcelana de la Virgen María. Pero Saintly Sisters tiene un fin más elevado: «Yo y mi familia reconocemos la extrema necesidad de vocaciones religiosas y la importancia de reforzar en las jóvenes la posibilidad de ofrecer la propia vida al servicio de Dios. Muchas parroquias hoy no pueden contar con la ayuda de religiosas. Saintly Sisters espera que las monjitas-muñecas puedan contribuir a cambiar la realidad. Sabré si mi empresa tuvo éxito si un día, dentro de muchos años, una chica me manda una foto mientras toma los votos perpetuos y me escribe que todo comenzó con un juego con una muñeca».

La división de cine de la multinacional FOX lanzó una sección de producción cinematográfica dedicada a la fe y, de hecho, se llama precisamente Fox Faith (www.foxconnect.com/faith). Había un público potencial deseoso de ese estilo de películas. Quizás esta es la ocasión para que la conocida marca de juguetes Mattel, propietaria de la marca Barbie, se plantee algo análogo: ponerle hábitos religiosos a la famosa muñeca.

Catholic.net/Buenas Noticias


El maná de cada día, 10.2.12

febrero 10, 2012

.
Viernes de la 5ª Semana del Tiempo Ordinario

Decían: «Todo lo ha hecho bien; hace oír a los sordos y hablar a los mudos.»

.
Primera lectura: 1 Reyes 11, 29 32;12,19

Un día, salió Jeroboán de Jerusalén, y el profeta Ajías, de Siló, envuelto en un manto nuevo, se lo encontró en el camino; estaban los dos solos, en descampado.

Ajías agarró su manto nuevo, lo rasgó en doce trozos y dijo a Jeroboán: «Cógete diez trozos, porque así dice el Señor, Dios de Israel: “Voy a arrancarle el reino a Salomón y voy a darte a ti diez tribus; lo restante será para él, en consideración a mi siervo David y a Jerusalén, la ciudad que elegí entre todas las tribus de Israel.”»
Así fue como se independizó Israel de la casa de David hasta hoy.
.
.
Salmo 80, 10.11ab.12-13.14-15

Yo soy el Señor, Dios tuyo: escucha mi voz.

No tendrás un dios extraño, no adorarás un dios extranjero; yo soy el Señor, Dios tuyo, que te saqué del país de Egipto.

Pero mi pueblo no escuchó mi voz, Israel no quiso obedecer: los entregué a su corazón obstinado, para que anduviesen según sus antojos.

¡Ojalá me escuchase mi pueblo y caminase Israel por mi camino!: en un momento humillaría a sus enemigos y volvería mi mano contra sus adversarios.
.
.
Evangelio: Marcos 7, 31-37

En aquel tiempo, dejó Jesús el territorio de Tiro, pasó por Sidón, camino del lago de Galilea, atravesando la Decápolis. Y le presentaron un sordo que, además, apenas podía hablar; y le piden que le imponga las manos. Él, apartándolo de la gente a un lado, le metió los dedos en los oídos y con la saliva le tocó la lengua.
Y, mirando al cielo, suspiró y le dijo: «Effetá», esto es: «Ábrete.»

Y al momento se le abrieron los oídos, se le soltó la traba de la lengua y hablaba sin dificultad. Él les mandó que no lo dijeran a nadie; pero, cuanto más se lo mandaba, con más insistencia lo proclamaban ellos.
Y en el colmo del asombro decían: «Todo lo ha hecho bien; hace oír a los sordos y hablar a los mudos.»

 


A %d blogueros les gusta esto: