Novena a santa Mónica (1)

.

EL PRÓXIMO 27 DE AGOSTO LA FAMILIA AGUSTINIANA CELEBRA CON GRAN ALEGRÍA POR TODO EL MUNDO LA FIESTA DE SANTA MÓNICA, MODELO DE ESPOSAS Y MADRES CRISTIANAS.

POR ESO, EN ESTE DÍA, 18 DE AGOSTO, COMENZAMOS LA NOVENA A LA SANTA. ES CURIOSO, PROVIDENCIAL DIRÍA YO: JUSTO CONCLUIMOS LA NOVENA A SAN EZEQUIEL Y A LA VEZ COMENZAMOS LA DE SANTA MÓNICA. AGOSTO ES EL MES AGUSTINIANO, SIN DUDA.

PUES BIEN, A PARTIR DE HOY, OFRECEMOS A LAS MADRES CRISTIANAS LA NOVENA A SANTA MÓNICA CON ESTAS ORACIONES Y CONSIDERACIONES SOBRE SU PATRONA.

EL 28 DE AGOSTO CELEBRAREMOS LA FIESTA DEL HIJO DE SANTA MÓNICA, EL HIJO DE TANTAS LÁGRIMAS, SAN AGUSTÍN.

.

NOVENA A SANTA MÓNICA

 


Modelo de esposa y madre cristiana

.


Con textos bíblicos para la misa

.

Rito de entrada

V. Dios mío, ven en mi auxilio.
R. Señor, date prisa en socorrerme.
Gloria al Padre…

1. Oración preparatoria

Padre y Señor nuestro, misericordia de cuantos en ti esperan, tú concediste a tu sierva santa Mónica el don inapreciable de saber reconciliar las almas entre sí y contigo; danos a nosotros el ser mensajeros de unión y de paz en nuestros ambientes, sobre todo en la familia, y el poder llevar a ti los corazones de nuestros hermanos con el ejemplo de nuestra vida.

Tú que hiciste a Mónica modelo y ejemplo de esposas, de madres y de viudas, concede por su intercesión la paz y mutuo amor a los casados; el celo y la solicitud en la educación de los hijos, a las madres; obediencia y docilidad, a los hijos; la santidad de vida, a las viudas; y a todos, el fiel seguimiento de Cristo, nuestro único y verdadero maestro. Te lo pedimos por el mismo Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

2. Textos bíblicos y agustinianos para el día primero

Educación cristiana de santa Mónica

1.- Textos bíblicos para la misa

• Proverbios, 2, 1-15. Se esforzaba en enseñar a sus hijos con todas sus fuerzas las buenas costumbres. M. Ag. p. 47.
• Salmo 26, 1.3-5.11.13. M. Ag. p. 48-49.
• Lucas, 2, 39-52. Jesús perdido y hallado en el Templo.

2.- Textos agustinianos

“No callaré, dice Agustín, ninguno de los sentimientos que brotan en mi alma, inspirados por aquella sierva vuestra que me dio a luz en la carne para que naciese a la vida temporal, y me dio a luz en su corazón para que renaciese a la vida eterna. No diré los dones de ella, sino vuestros dones en ella. Pues no se hizo ella a sí misma, ni se había creado a sí misma. La creaste tú (Dios), y ni su padre ni su madre sabían qué sería ella. El Espíritu de vuestro Hijo único la educó en vuestro temor, en el seno de una familia fiel, miembro bueno de vuestra Iglesia.

No tanto mi madre alababa la diligencia de la suya por lo que hacía a su crianza, como la de una criada de casa. Por su ancianidad y por sus óptimas costumbres en la casa cristiana, era tratada con suma deferencia por sus dueños. Por ellos, con diligencia, tenía el cuidado de las hijas de los señores, y las reprendía cuando era menester con severidad vehemente y santa, y las instruía con una presencia llena de sobriedad y tacto.

Ella, aunque se abrasasen de sed fuera de aquellas horas en que comían con muchísima templanza en la mesa de sus padres, no consentía a las hijas de sus amos beber ni agua clara. Precavía así una costumbre funesta, y añadía al veto esta advertencia sensata: ‘Ahora bebéis agua, porque no tenéis vino a mano; pero cuando seáis casadas, con las llaves en el cinto de despensas y bodegas, el agua os hederá, y prevalecerá el instinto de beber’.

Con este sistema de aconsejar y con la autoridad de mandar refrenaba la avidez de la edad tierna y ajustaba la sed de las muchachas a una morigerada templanza, para que no les agradase aquello que no les estaba bien” (Confesiones 9, 8).

3. Oración de los fieles

Dios, Nuestro Señor, concedió a santa Mónica la conversión de su esposo Patricio y de su hijo Agustín. Pidamos por intercesión de ella un espíritu de verdadera conversión y una verdadera comprensión y amor a los demás.

Después de cada invocación: Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por todos los cónyuges cristianos que tienen dificultades en su vida familiar, para que sepan ofrecerse mutuamente consuelo y ayuda. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por todas las madres cristianas del mundo, para que sepan conducir a sus hijos hacia ti. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por cuantos sufren soledad y abandono en la sociedad o sufren por las debilidades morales de sus seres queridos. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por todos los que buscan la verdad y trabajan por ser fieles a tus preceptos y enseñanzas. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por el florecimiento de vocaciones a la vida agustino-recoleta seglar y religiosa, y por la perseverancia y fidelidad de cuantos se han comprometido a seguir a Cristo imitando a san Agustín. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por todos los niños, para que sean dóciles a sus educadores y crezcan en la fe, la esperanza y el amor. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por los padres y educadores cristianos, para que, colaborando con Dios, siembren en el corazón de los niños el don de la vocación religiosa y sacerdotal. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

- Por las esposas cristianas a fin de que, imitando a santa Mónica, se conviertan en el signo más visible del infinito amor de Dios hacia los suyos, y en el sacramento de la ternura de Dios en la propia familia, la pequeña iglesia. Oremos.
R. Señor, que tu gracia nos santifique.

Se pide la gracia que se desea alcanzar (pausa).

4. Oración final

Escucha, Padre de bondad, nuestras oraciones, y tú que concediste a santa Mónica que con su vida, sus oraciones y sus lágrimas ganara para ti a su marido Patricio y a su hijo Agustín, concédenos, por su intercesión, que hagamos de nuestras vidas una ofrenda perenne en tu honor y al servicio de los hermanos.
Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios por los siglos de los siglos. Amén.

Rito de despedida

El Señor nos bendiga, nos guarde de todo mal y nos lleve a la vida eterna.
Amén.

V. Bienaventurada santa Mónica
R. Ruega por nosotros.
V. Glorioso padre san Agustín
R. Ruega por nosotros.

.

About these ads

9 respuestas a Novena a santa Mónica (1)

  1. Reme dice:

    ¡Gracias P. Ismael, por facilitarnos la novena a Sta.Mónica!
    Sería estupendo que todas las madres cristianas , junto con toda la familia agustiniana, nos sentieramos unidos, rogando a Sta Mónica que interceda, para que al fin sea la Gracia la que triunfe en las mentes y corazones de nuestros esposos e hijos.´
    Un saludo afectuoso.

  2. Agustina dice:

    Gracias padre Ismael: en preparativos para la Solemnidad de nuestros Santos agustinos, compartimos los mismos sentimientos de alegría y esperanza en víspera de la fiesta de San Ezequiel Moreno.
    De igual manera quedamos, en comunión con todas las madres orantes de los Coros de Santa Mónica en todo el mundo, como preludio a días tan propicios para las familias cristianas y La Orden. “Señor, que tu gracia nos santifique” para celebrar con gozo en acción de gracias por: La madre y, “el hijo de tantas lágrimas” que bien, podría reflejar hoy, la experiencia de cada una de las madres, en la búsqueda y seguimiento en la fe de nuestros hijos, similar a la que vivió en tiempos difíciles y bellamente describe nuestro padre San Agustín en el Libro de:
    LAS CONFESIONES
    Con afecto y cariño fraterno
    Gladys Moreno

  3. ismaelojeda dice:

    Gracias, Reme, por tu comentario. A ver si este mes el Señor se muestra más cercano a las familias y sobre todo a las madres, por intercesión de nuestros santos. Unidos en la oración. Con estima personal, p. Ismael

  4. ismaelojeda dice:

    Gracias, Gladys, por tus lindas reflexiones sobre nuestros santos. Se nota un mayor conocimiento y amor a ellos. Eso es muy positivo. Seguimos en comunión. Un abrazo, p. Ismael

  5. FRANCISCO JOSÉ AUDIJE PACHECO dice:

    Yo destacaría de Sta Mónica su pasión por Cristo, que la llevaba a luchar de manera titánica por la conversión de su marido y de su hijo Agustín. Ella estaba muy segura y tenía una fe muy robusta en que lo mejor para sus seres queridos era Jesucristo. Y como los amaba de manera arrebatadora, quería lo mejor para ellos. Quería que se salvasen descubriendo la Verdad. Sta Mónica era una mujer sencilla, no tenía mucha cultura, pero poseía esa pasión por Dios, que atraía la gracia del Señor hacia ella, y por medio de ella hacia su familia.

  6. ismaelojeda dice:

    Gracias, Fran, por tu comentario sobre santa Mónica. No hay duda: Mónica fue una mujer excepcional, en lo humano y en lo divino. Debemos conocerla más para poder quererla más y también para imitarla. San Agustín, nuestro padre, en primer lugar es “hijo de tal madre”. Nuestros orígenes carismáticos se enraizan en la trama de una familia sinceramente cristiana. Un abrazo, Fran, y hasta otra oportunidad, p. Ismael

  7. Wow, fantastic blog layout! How long have you been blogging for?
    you make blogging look easy. The overall look of your site is great,
    as well as the content!

  8. ismaelojeda dice:

    Son ustedes muy amables con un servidor a través de su comentario. Se lo agradezco y pido al Señor que los bendiga. Me alegra saber que les agrade el blog y que su contenido les sirva. Con aprecio, p. Ismael

  9. Marjorie dice:

    Hi there everyone, it’s my first go to see at this web page, and paragraph is really fruitful designed for me, keep up posting these articles.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.377 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: